Mis mejores años…

Personalmente he de decir que los que disfrutamos de los 90 en vivo y en directo, vivimos un cambio generacional en lo que a material de entretenimiento virtual se refiere.

Hoy en día, las tecnologías son increíblemente avanzadas y parece ya que no haya nada imposible. Sin embargo, tanta tecnología puntera, tanto termino mareante que ronda nuestras cabezas; que si “gigabit”, “fake”, “hype”, “live”….., y un largo etcétera, no han logrado hacer que sienta lo que sentí cuando aparecieron aquellos pantallazos del Final Fantasy VII, o cuando abrí mi Master System 2.

El caso es que estamos tan saturados de tecnología que cuando sacan algo nuevo, no es tan sorprendente ya, es mas, parece como si uno pensase: “Pues otra cosa mas”.

Recuerdo cuando salio la PlayStation, consola que creo, supuso un salto generacional significativamente mayor que cualquier otra vista hasta hoy. El estar acostumbrado a juegos de Master System o Supernintendo, y ver una demo técnica de un Dinosaurio en 3 dimensiones cual se podía rotar, girar, acercar o alejar, hacia que uno se quedara totalmente fascinado con esa demostración de potencial. Después venían los juegos, aquellos polígonos moviéndose en un entorno tridimensional, videojuegos que ya dejaban de ser tal cosa para convertirse en historias dignas de cualquier superproducción de Hollywood. Los personajes ya no eran meros muñecos en la pantalla que morían cuando tocaban a los malos, si no que tenían personalidad propia y sentimientos, asemejándose a las personas reales.

Ese cambio en la tecnología, donde un tal James Cameron había hecho unos efectos increíblemente avanzados mucho antes de la reciente Avatar y donde veíamos a un T-1000 que se transformaba en cualquier cosa fundiendo su cuerpo de metal liquido y se enfrentaba al T-800 en Terminador 2, hizo que lo que veíamos en las pantallas de tubo de nuestros hogares, nos hiciera estar con la boca abierta y totalmente hipnotizados. Era algo realmente nuevo, algo tremendamente realista que se escapaba a nuestra imaginación.

Ahora tenemos un mando donde hay mas de diez botones de juego, con estos podemos hacer cualquier movimiento que nos pase por la cabeza, sin embargo hace quince o veinte años, con un stick y dos botones podíamos realizar un variado numero de movimientos con nuestro guerrero que repartía estopa a diestro y siniestro.

Tras todos estos años de jugón, echo una mirada al pasado y me pregunto donde quedo esa verdadera magia de los videojuegos, porque no siento lo mismo si juego a un Modern Warfare en mi consola de ultima generación, que cuando jugaba a un Doom en aquella consola de 32 bits, o cuando me quedaba hasta las tantas de la mañana jugando a un Sonic y veía como las pantallas se iban sucediendo y el juego era cada vez mas y mas adictivo. Miro atrás y veo las Hooby Consolas de antes con aquellos análisis del Resident Evil y es una sensación que no se puede comparar con todo lo que veo y leo ahora.

El tiempo avanza y la tecnología va quedando obsoleta, algunos dirán que hay que pensar en el futuro y sorprenderse de las nuevas tecnologías, pero aquellos maravillosos años donde la tecnología del entretenimiento comenzaba a despertarse no volverán nunca más, al menos de esa manera tan especial. No es lo mismo jugar a un emulador, que meter cinco duros en cualquier maquina de la sala de juegos, o en aquella que había en el bar de mi pueblo donde un monstruo de piel verde electrocutaba a un Ruso enorme y con malas pulgas. De igual manera no tiene nada que ver comprarse una Super Nintendo hoy en día y con 15 años, que comprársela con esos mismos 15 años en los 90.

Creo que hoy jugare unas partidas al Yoshi´s Island.

Anuncios

8 Responses to Mis mejores años…

  1. PANZ3R77 says:

    Tios, habeis conseguido que me autonostalgie de manera brutal!
    Coincido total y absolutamente con el autor del articulo.
    Yo tambien me curti en los 8 BITS. Mi historia se remonta a mis catorce años, cuando despues de amasar ingentes monedas de cinco duros y billetes verdes de un talego con la cara de un pavo bigotudo, me acerque a una tienda y me deshice de 14500 de las vetustas pesetas para llevarme a casa, una enorme bolsa con una Master System II en su interior.
    Cualquiera que haya vivido esa epoca, no necesita que me explaye en demasia, en como me sentia y el torrente de emociones que me asaltaba el hecho de abrir esa preciada caja y meterme de lleno en ese mundillo, tan elitista en mi entorno.
    Todo aquel que ronda o pasa de los treinta, sabe perfectamente de lo que hablo. Sabe perfectamente que un grupo de pixeles formando a Sonic, a los Mercs, al trio de barbaros de Golden Axe, al cabezon de Alex Kidd o cualquiera de los personajes de la epoca, nos hacia vibrar con cada salto, disparo o cofre que abrian, como lamentablemente, han dejado de hacerlo, al menos para mi.
    No voy a hacer una cronologia completa de mi vida jueguil porque no es el momento y no quiero aburrir al personal (quizas algun dia lo haga) pero hay algo que es tan cierto como el que me esteis leyendo; el videojuego ha muerto.
    Y no. No he dejado de jugar pero cada vez con menos pasion, con menos ganas. Con una sensacion cada vez mas marcada de “psche, no esta mal, pero mas de lo mismo” cuando agarro el pad.
    De todas formas no me voy a perfilar como un detractor a ultranza de la actual gen pues sigo pasandolo bien, pero es cierto que antes todo era bastante mejor. Puede ser que 17 años sean demasiados años para que los programadores continuen sorprendiendome y todo este sentimiento catastrofista solo este alimentado por el hecho de que tantos años a las espaldas, provoquen el la industria no pueda ilusionarme como antes. Puede ser algo normal y logico, pero hay veces que la evolucion de este universo, ni es la logica ni la deseada por el que suscribe.
    Solo voy a poner dos claros ejemplos de lo que os hablo y os dejo tranquilitosXD.
    -¿Por que Resident Evil ha dejado de ser R.E. y se ha convertido en un Gears of Wars?. El clamor publico es mas que evidente y somos legion los que no queremos mas clones de R.E. 4 ó 5. Solo es un ejemplo de las decenas que podriamos recordar.
    -¿Por que con todas las posibilidades que tiene el modo online, todos lo reducen a lo mismo una y otra vez?. Por que online siempre es sinonimo de disparos en primera o tercera persona ya sea en solitario o en compañia, con el unico y absoluto fin, de aniquilar al equipo contrario?. ¿Acaso el rpg no tiene cabida en en el online? Tan rematadamente complicado es implementar un coop en juegos como Oblivion, Mass Effect o cualquier juego con un minimo de historia?

    Señores, es por esto y por otras muchas cosas mas, que personalmente, creo que el videojuego ha muerto. Sigo jugando, si, me encanta y seguire haciendolo durante, espero, mucho tiempo pero eso de tener que ir corriendo a casa con un videojuego nuevo porque la emocion no me deja estar tranquilo, creo que se acabo.

    Un saludo amigos. Gran trabajo.

    • dina cohamca says:

      PANZ3R77, a mi me pasa algo parecido. Ya no disfruto como antes con los juegos. Aunque no creo que sea por culpa de la industria tanto como por un desgaste lógico por el paso del (maldito) tiempo.

      Como ejemplo tengo a mi hijo de casi 4 años que comienza a darle al MARIO 6 GOLDEN COINS en una GameBoy Color que tenia por casa medio olvidada. Cuando vamos al Cash Converters deberias ver la cara que pone cuando a de elegir que juego compramos (hehehe… entre 2 y 4 euros, ya ves). Ahi es donde me doy cuenta de que ya soy un viejuno, porque recuerdo las sensaciones que yo tenia con mi Spectrum o Amiga y que tan fantasticamente describes en tu texto.

      Aunque no puedo evitar estar deacuerdo con las cuestiones que planteas. Pero cosas asi han pasado siempre, lo que pasa es que la magia del momento no nos empañaba la ilusión como ahora, ya pasaditos los 30.

      PD: Gran post ARXAVY.

      • Arxavy says:

        Lo que esta claro es que solo los que pasamos de los 30 entendemos esta cuestion, la mayoria de los jovenes jugones se han “Accionalizado”, sin accion no hay diversion….

  2. barvit says:

    Los 90 fueron casi tan grandes como los 80, sin duda dos decadas doradas no solo para los videojuegos o el cine, sino tambien para la musica, a partir de ahi todo empezo a ser repetitvo y con falta de originalidad, pero de vez en cuando te llevas alguna grata sorpresa.

  3. Sayuri says:

    Sin duda la jugabilidad a lo largo de estos años es lo que más se ha resentido; y aunque el personaje no contara con tan extenso numero o combos en movimientos, aún recuerdo mi querido Double dragon III de la Nes la de tiempo que me dió jugando a 2 players y apenas contaba con varios ataques y giro de patada, pero la inmersión de éstos en el mapeado y contra los bosses duros finales o el avance en la trama era total. =)

    • Arxavy says:

      Yo recuerdo que con 2 botones hacias un buen numero de movimientos, hoy en dia hay demasiados botones y demasiados movimientos. Algunas veces quieren hacer que sea todo tan nuevo y sorprendente que te acabas haciendo un lio de tres pares.

      • dina cohamca says:

        Afortunadamente están los juegos independientes que aun conservan “aquel estilo” (bendito Super MetaBoy).

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: